1963-2013 - 50 years of Research for Social Change

  • 0
  • 0

Back | Programa: Política social y desarrollo

Les politiques sociales en Afrique de l’Ouest: Quels changements depuis le Sommet de Copenhague?



Este documento analiza los resultados de las investigaciones realizadas en cinco países africanos (Benin, Burkina Faso, Côte d’Ivoire, Malí, Senegal) entre marzo y noviembre de 1999, con el fin de identificar los cambios operados en materia de política social desde la celebración de la Cumbre Mundial para el Desarrollo Social en Copenhague. Es importante señalar que debido a que la información y datos disponibles varia según el país, en la mayoría de los casos ha sido difícil poder hacer comparaciones a nivel internacional.
    Los países estudiados pertenecen al grupo definido como países “de desarrollo humano deficiente”, conforme a los criterios del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD),. Estos países se han enfrentado a dificultades crecientes en los años 80, particularmente debido a la caída de sus ingresos en exportación. Esto condujo, en 1994, a la devaluación del franco CFA, lo que llevó a estas sociedades al ó punto de máxima tensión tolerable. Desde entonces, las reformas económicas se han acentuado bajo la presión de las instituciones de Bretton Woods.
      La pobreza masiva ha aumentado y será difícil reducirla a corto plazo de un modo significativo , con tan sólo los recursos del sector público El factor común a todos estos países es una movilización a favor de la lucha contra la pobreza, asi como la elaboración de programas para combatir la misma. Aun así, el margen de acción de los Estados en materia de política social está limitado por el peso del servicio de la deuda y por los gastos militares, convirtiéndose éstas, en las principales limitaciones de la redistribución de los gastos públicos hacia los servicios sociales básicos (SSB). Iniciativas como la emprendida por el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional (FMI) a favor de los países pobres muy endeudados (PPME), está destinada a reducir el peso de la deuda de determinados países y, de este modo, reparar esta situación.

      Al tratarse del crédito destinado a los SSB, la educación recibe la parte más importante, seguida de la salud, el agua y el saneamiento. Dicha distribución es problemática, ya que una parte importante de la población (aproximadamente el 48%) no tiene acceso a un agua de calidad o a servicios de atención de la salud. Además, los análisis de los gastos públicosasignados a los servicios sociales básicos revelan que sus principales beneficiarios son las personas que no viven en condiciones de pobreza.

      Respecto de esta situación, se observa que, desde principios de los años 90, la asistencia oficial de ayuda al desarrollo (AOD) ha dado prioridad a las estructuras de salud en detrimento de los salarios. Y esto ha llevado a la concentración excesiva en estructuras que son inoperables debido a la falta de recursos materiales y humanos.

      En lo que concierne a la Iniciativa 20/20 (según la cual los países en desarrollo invierten el 20% de su presupuesto en los servicios básicos, y los países donantes el 20% de la AOD a estos fines), Benin, Côte d’Ivoire y Malí no han logrado los objetivos establecidos ni a nivel de gastos ni a nivel de AOD. La reasignación de los recursos en favor de la educación básica es la nueva política, por lo que se han elaborado proyectos de reforma para su aplicación, como el Plan decenal para la educación y formación en Senegal (PDEF) y el Programa decenal de desarrollo de la educación en Malí (PRODEC). Pero estos planes no están particularmente dirigidos a las poblaciones pobres.

      Los donantes invierten cada vez más recursos en la salud, pero esta tendencia comenzó mucho antes de la celebración de la Cumbre Social de Copenhague. Por una parte, sigue sin concederse una prioridad macroeconómica suficiente en favor de los gastos de salud, salvo en Burkina Faso, donde, como revela el estudio 20/20, la asignación presupuestaria a los SSB pasó del 8% en 1990 y 1991 al 26% entre 1996 y 1997, con un índice medio del 15,7% en todo este período. Por otra parte, la presión para aumentar los recursos destinados a la salud se acentuará debido al costoso gasto que supone tratar a los enfermos de SIDA, quienes en determinados hospitales ocupan gran parte de las camas disponibles. Desde este punto de vista, la situación es preocupante en Côte d’Ivoire y Burkina Faso.

      De los factores expuestos en este estudio se deduce la gran dificultad que entraña aislar, especialmente dentro del contexto de gran agitación social en los países seleccionados, las consecuencias que están específicamente ligadas a la Cumbre Social. Esta puede considerarse más bien como una etapa dentro de la dinámica mundial de “redescubrimiento del ámbito social”. Los países han adoptado las recomendaciones de la Cumbre, pero las actividades de seguimiento han sido escasas, debido a que estas recomendaciones no fueron suficientemente interiorizadas y, sobretodo, en vista de los costes que suponía la implementación de políticas sociales propuestas en la Cumbre.

      Las transformaciones sociopolíticas y económicas observadas ponen de relieve los límites o las dificultades de los modelos administrativos de estos países desde la independencia. Se observa una tendencia a reducir la actividad de las instituciones estatales, como consecuencia de las políticas de ajuste estructural, donde el cambio de paridad y la reducción del número de empresas estatales han sido los aspectos más importantes.

      Las políticas neoliberales son un factor agravante de la pobreza. El marco macroeconómico establecido en el curso del ajuste estructural provoca una desconexión entre la inversión y la situación social. Bajo estas circunstancias, una de las cuestiones importantes para solucionar la situación actual consiste cómo plantearse y organizar el “post-ajuste estructural”. En los países estudiados, y dadas las grandes dificultades que deben resolverse a corto plazo, ni siquiera se ha comenzado a pensar sobre este tema.
      • Publication and ordering details
      • Pub. Date: 1 Apr 2001
        Pub. Place: Geneva
        ISSN: 1020-8208
        From: UNRISD